ULTIMAS NOTICIAS

NACIÓN CONFIRMÓ QUE NO PAGA LOS 431 MILLONES QUE EXIGE LA PAMPA

28 marzo 2018


“Vamos a continuar con las negociaciones y el diálogo abierto con el gobernador Verna para llegar a un acuerdo y lograr que adhiera al pacto fiscal que firmaron 22 provincias en diciembre del año pasado. Creemos que es muy favorable para los pampeanos y para el futuro de la provincia”, expresaron ayer desde el Ministerio del Interior de la Nación, a través de un parte de prensa, respecto a la decisión de La Pampa de no ratificar el consenso fiscal.

El texto difundido por la cartera que dirige Rogelio Frigerio aseguró que desde la Anses, el gobierno nacional le envió a La Pampa 900 millones de pesos en 2016, 236 millones en 2017 y anticipó que este año recibiría 500 millones como piso para cubrir el déficit de su caja previsional. “En la era K, recibieron 0 pesos para cubrir el déficit de su caja jubilatoria”, afirmó Interior en el comunicado.

Déficit 2016.
El ministerio de Frigerio aseguró que la provincia de La Pampa reclama que se le financie la totalidad del déficit de su caja previsional de 2016. “Es decir, no solo los componentes que ha armonizado al sistema previsional nacional. Esto representaría 430 millones de pesos adicionales a los 900 que se transfirieron en 2016. La Nación no puede hacerse cargo de todo el déficit porque eso generaría que el resto de las provincias reclamen el mismo pago extraordinario. Además, generaría grandes inequidades entre los jubilados de La Pampa y los del resto del país”, afirmó.

Bajo juicio.
En otro párrafo, la cartera nacional advirtió que La Pampa, al no ratificar el convenio en la Legislatura deja sin efecto el pacto fiscal y sigue adelante con todos los juicios que están en marcha, pero aclaró que también sigue adelante, en los casos de La Pampa y San Luis (la otra que no firmó), el juicio de la provincia de Buenos Aires por el Fondo del Conurbano. “La provincia (de Buenos Aires) renuncia a todos excepto a estos dos”, dijo Interior en el parte de prensa.
Otro efecto de la negativa a firmar el acuerdo, según explicaron desde Nación, es que “La Pampa resigna todo el Fofeso que este año solo son 465 millones de pesos más el bono por la compensación por 2.100 millones (la renta del bono son 110 millones para 2018 y 263 millones a partir de 2019)”.
“O sea que solo en 2018 la Provincia resignará en total 575 millones. Además, también esta decisión de Verna afectará a los municipios pampeanos ya que tampoco podrán recibir los fondos del Fofeso. Los hace socios en la pérdida”, concluyó.

Promesa.
El parte de prensa fue enviado desde la cartera que comanda Frigerio, quien, junto con el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, fue señalado por el gobernador Carlos Verna de prometer el pago de los 431 millones de pesos correspondientes al déficit de las cajas previsionales del año 2016. El mandatario pampeano sostuvo que fue por esa promesa que La Pampa firmó el pacto el 16 de noviembre de 2017 junto al resto de los distritos, a excepción de San Luis.
En el Centro Cívico no acusan a Frigerio por el incumplimiento, pues aseguran que es otro ala del macrismo la que no quiere concretar ese pago: apuntan al titular del Anses, Emilio Basabilvaso, con el respaldo del jefe de Gabinete de Ministros, Marcos Peña.

“Es una vergüenza”
El secretario de Deportes de la Nación y principal referente del PRO en La Pampa, Carlos Javier Mac Allister, acusó al gobernador Carlos Verna de ser caprichoso y de buscar beneficios para él y sus amigos. El dirigente reaccionó con duros cuestionamientos al mandatario provincial, tras confirmarse en las últimas horas que La Pampa no ratificará legislativamente el pacto fiscal con Nación.
“Los pampeanos nos merecemos más, no podemos seguir gobernados por el capricho de una persona que sólo busca beneficios políticos para sí mismo y su grupo de amigos. El gobernador fue a Buenos Aires y firmó el pacto fiscal, regresó a La Pampa y dijo que no lo había firmado, envío la ratificación a la Cámara de Diputados en diciembre, donde tiene mayoría y quórum propio y desde entonces les ordenó a sus propios diputados que no aprueben lo que él mismo firmó, es una vergüenza”, sostuvo.
Mac Allister hizo conocer su opinión sobre la decisión del gobierno pampeano a través de un parte de prensa. “(A Verna) no le interesa resolver los problemas de los pampeanos, no está gobernando para la gente sino para él y sus intereses, el Pacto Fiscal significa baja de impuestos provinciales, lo cual impactará en el precio de productos claves haciéndolos más accesibles para todos, significa mejoras para la generación de empleo, significa un plan para fortalecer el empleo privado frente al público, en síntesis significa comenzar a mejorar las cosas”, dijo.

Fondo sojero.
El funcionario nacional aseguró que la decisión adoptada por Verna implicará que los municipios de La Pampa no recibirán las remesas provenientes del Fondo Federal Solidario (Fofeso), durante los meses de enero, febrero y marzo. “Es hora que el gobierno provincial diga la verdad, el Fofeso está atado al cumplimiento del Pacto Fiscal, tal como lo firmó el gobernador”, añadió.
A su vez, consideró que la medida apunta a perjudicar a los intendentes de fuerzas opositoras al PJ en La Pampa. “Los únicos perjudicados son los intendentes y los habitantes de los pueblos gobernados por otras fuerzas políticas que no son las de él (por Verna). El fondo se coparticipa directamente desde la administración nacional hacia los pueblos, es un fondo importantísimo para que los intendentes puedan gobernar sus localidades, lo que Verna pretende es asfixiar aún más a los intendentes opositores, para obligarlos a ir de rodillas a rogar fondos que son genuinos de la gente, esto es perverso”, afirmó.

“Es un capricho del gobernador”
La decisión del gobernador Carlos Verna de no aprobar el Pacto Fiscal en el ámbito legislativo generó una fuerte polémica y serias críticas desde Cambiemos, el espacio que responde al presidente Mauricio Macri. 
La diputada provincial Josefina Díaz aseguró ayer que La Pampa “pierde 575 millones de pesos por un capricho de nuestro gobernador”, al que responsabilizó por “el estancamiento de la provincia”.
“Las acciones políticas del gobernador Verna marginan a La Pampa con actitudes descontroladas, motivadas en su temor de perder el poder”, aseguró la legisladora, evidentemente enojada por la decisión del ex senador. 
Siguiendo en esa línea, agregó que el mandatario busca “responsables del fracaso de tres décadas de políticas de acuerdos con gobierno nacionales afines que relegaron el desarrollo de los pampeanos”.
El Pacto Fiscal fue firmado por la Provincia de La Pampa con la Nación el 16 de noviembre del año pasado y tiene estado parlamentario, pero no fue tratado en Diputados. En rigor, la iniciativa ingresó a la Legislatura junto al Presupuesto 2018.
Díaz afirmó también que el mandatario pampeano pretende “buscar obsecuentes que lo acompañen a seguir sumiendo a la provincia en una isla condenada al estancamiento”. 
“Mauricio Macri, nuestro presidente, su equipo y quienes integramos Cambiemos somos responsables de lo que nos tocó y nos toca desandar y no vamos a permitir que, con políticas retrógradas de dirigentes atornillados, detengan a la provincia”, siguió.

Los responsables.
Dijo que “si La Pampa está condenada tiene nombre y apellido: Verna y Marín son los responsables de lo que La Pampa vive” y agregó que “no ser parte del Pacto Fiscal responsabiliza al gobernador, y a su equipo, de la situaciones que perjudiquen a los pampeanos”.
Aunque sin nombrarlo, la diputada se refirió a las críticas del jefe del bloque PJ, Espartaco Marín, a la gestión macrista porque “con total soltura usa las redes (sociales) con viejos términos de hinchadas” para “descalificar a quienes el pueblo eligió y ratifica para gobernar”.
En ese sentido, Díaz advirtió que desde Cambiemos “no compartimos esta forma de confrontar” y que “a la claras, la intolerancia de la dirigencia tradicional pampeana destruye y no construye para el pampeano sino para sus egos personales”.
“No entienden o no quieren comprender que se terminó la época de las negociaciones de amigos. La Argentina comenzó a desandar una etapa de política en serio de acuerdos sustentables con políticas claras de largo plazo”, cerró. 
En la apertura de sesiones ordinarias de la Legislatura, el gobernador Verna ya había dado un fuerte indicio sobre su accionar con respecto al Pacto Fiscal ante el incumplimiento de la administración central, en lo acordado para rubricar el acuerdo. 
“Si bien enviamos al Poder Legislativo la consideración del Consenso Fiscal y fue incluido para su tratamiento en extraordinarias, el incumplimiento previo de varias de las promesas del gobierno nacional amerita que su tratamiento al menos sea pospuesto”, señaló.

“Hay culpas de ambos lados”
“Cuando estuve con Verna, en diciembre, el gobernador me dijo que si bien enviaría a la Cámara el Pacto Fiscal, que le diría a sus diputados (del PJ) que parara su tratamiento hasta tanto Nación no enviara los 431 millones de pesos para las cajas”, dijo Ricardo Consiglio.
“Después de eso no hablé más con Verna y ahora esperamos al ministro Franco el 3 de abril (en la Comisión de Presupuesto de Diputados) para conocer cuál es la situación real del tema y saber qué habló con los intendentes”, indicó el diputado opositor.
Consiglio destacó que los jefes comunales están preocupados por la no llegada del Fondo Sojero, que en algunas comunas significa desde un millón a seis millones de pesos menos en el primer trimestre. “No esperaban que el gobernador no hiciera aprobar el Pacto por Legislatura y sí esperaban ese dinero. No sé qué les pudo ofrecer a cambio (Franco) a los intendentes”.
-Nación se comprometió a pagar la deuda previsional, pero no cumplió.
-Acá hay culpas de ambos lados. El gobernador está en una tesitura de terquedad y de no dialogar con Nación y no podemos darnos ese lujo porque de Verna dependen los 350 mil pampeanos. Es muy absolutista esta decisión del gobernador, por lo menos debería dialogar con la oposición. Nosotros no tenemos conocimiento de la situación, porque hay un silencio total y tampoco tenemos la palabra del gobierno nacional. Estamos en el medio.
-Pero la UCR es parte de Cambiemos, que gobierna a nivel nacional.
-No sabemos nada y es cierto que el radicalismo tiene una alianza con el PRO, por eso me ofrecí al gobernador Verna para acompañarlo a Buenos Aires y hacer gestiones. Hemos sido elegidos para defender los intereses de los pampeanos, no podemos hablar de camisetas cuando debemos salvaguardar el interés de todos. Acompañamos al gobierno en lo que es en benéfico del pueblo y también criticamos cuando somos convidados de piedra para el gobernador. Ningún gobernador puede darse el lujo de pelear con el presidente, es una pelea que perjudica a todos los pampeanos.
-Pero de Nación tampoco llegan señales de diálogo y entendimiento.
-Debemos conocer la intimidad de esta resolución de Verna (de no tratar el Pacto Fiscal), queremos conocerla para después opinar.

Candidaturas en 2019.
Consiglio aclaró que no aspira a ninguna candidatura para el año próximo y que no tiene “apetencias personales” a la hora de hacer política.”Cumplo hasta donde puedo y en un momento prefiero dar un paso al costado”,añadió.
“Hablar ahora de candidaturas es prematuro, estamos en una situación muy difícil tanto los pampeanos como los argentinos. Hablar de candidaturas es despreciar a todos”.
-¿Les pediría calma a los radicales?
-Largar hoy las candidaturas es poner el interés personal por sobre el pueblo.
-En Cambiemos La Pampa ya están lanzados para la gobernación Marino, Kronemberger y Mac Allister.
-Mis correligionarios le siguieron el ritmo a Mac Allister; es una imprudencia su lanzamiento. No se si seremos socios en lo electoral, esto lo tiene que ratificar la Convención partidaria con los dos tercios de los votos.
-Pero cenó con el “Colo” hace algunos días.
-Cenamos y nada mas que eso. Hablamos pero muy poco de política. Es prematuro lanzar candidaturas, es lo que pienso y más en este momento tan difícil y complejo, donde ese tipo de lanzamientos es despreciar al pueblo pampeano que nos ha elegido.

Piden convocatoria legislativa
El Frepam apura al Justicialismo para el tratamiento del “Consenso Fiscal” en la Cámara de Diputados, y salió a solicitarle al presidente de la Legislatura, Mariano Fernández, que “convoque en forma urgente a sesión ordinaria para el día 28 de marzo del corriente a fin de dar tratamiento al Proyecto de Ley del Poder Ejecutivo Provincial nº 74/2017”.
Después que el gobernador Carlos Verna decidiera que no se ratificará el Pacto Fiscal firmado entre el Poder Ejecutivo Nacional y representantes de las provincias -obviamente entre ellas La Pampa- y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la oposición creyó haber encontrado el resquicio para una movida política.

Sin chance.
Una movida para la que -de acuerdo a la relación de fuerzas que se dan- no pareciera tener muchas posibilidades en la Cámara de Diputados de la provincia. Esto es porque el PJ tiene mayoría de legisladores, y el Frepam no tiene los votos que lo habiliten a obligar a que aquel tratamiento se realice.
En todo caso una expresión de deseos para decir “presente” frente a la opinión pública, y poco más que eso.

Preocupación de intendentes.
Señalan los diputados frepamistas, en una nota dirigida al vicegobernador y presidente de la Cámara, Mariano Fernández, que “existe una enorme preocupación de los intendentes y presidentes de comisiones de fomento de nuestra provincia ante la falta de ratificación por nuestra legislatura del Consenso Fiscal suscripto por nuestro gobernador en el mes de noviembre del año pasado”, por estar supeditada su ratificación a la distribución del Fondo Federal Solidario. “Hasta el momento no han percibido (los municipios) ese fondo por no estar ratificado el acuerdo que ya firmó el gobernador, lo cual acarrea la pérdida de 70 millones de pesos”.

Contradicción.
Recordaron que “al momento de la firma de ese consenso nuestro gobernador manifestó ‘ganamos más de lo que cedimos’, ‘Hace la Argentina más creíble’, y lo propio hizo el ministro (Ernesto) Franco cuando visitó la Legislatura para el tratamiento del Presupuesto 2018 cuando dijo: ‘la única provincia que gana con esta modificación es La Pampa, es la única que sale favorecida, porque justamente es la que menor nivel de pobreza tenía'”.

Corresponde a la Legislatura.
Ahora los diputados opositores señalan que “resulta grave, desde un punto de vista institucional, que hoy este proyecto no se debata en la Cámara de Diputados, ámbito natural de discusión política, y sea el gobernador quien decida no ratificarlo, cuando su función finalizó al momento de firmarlo en el mes de noviembre. Desde el propio Poder Ejecutivo Provincial se envió el Proyecto para su tratamiento, por lo tanto ahora es función de esta Legislatura, ratificarlo o no”.
Agregan que “ordenar su no ratificación es alegar su propia torpeza e inmiscuirse en funciones que no le competen, por lo menos si es respetuoso de la división de poderes de todo estado de derecho”, concluyen.

FUENTE: laarena.com.ar

 
Copyright © 2016 - Derechos Reservados - IMPULSO Digital