ULTIMAS NOTICIAS

RUTA 1: UN MUERTO Y UN HERIDO QUE ESTUVO CINCO HORAS TIRADO

18 septiembre 2018


Un nuevo siniestro de tránsito fatal en rutas pampeanas se registró ayer a la madrugada en la ruta provincial 1. Dos hombres que transitaban de norte a sur, de Lonquimay a Miguel Riglos, volcaron a metros del cruce de la ruta provincial 14. Por motivos que investigan pasaron de largo en una curva y fueron despedidos (no irían con el cinturón colocado), el acompañante perdió la vida y el conductor está internado en el Hospital Lucio Molas de Santa Rosa con graves heridas.

Con este fallecimiento suman 44 las víctimas fatales en siniestros de tránsito en lo que va del año en rutas, calles y caminos de la provincia.

Fuentes policiales le contaron a LA ARENA que el siniestro vial habría ocurrido aproximadamente a las 2 de la mañana, pero recién fueron visualizados por otro automovilista a las 7.30, cuando hubo visibilidad, quien dio aviso a la policía. El acompañante habría fallecido en el acto, sin embargo el otro hombre, quien era el conductor, les alcanzó a contar a los agentes que arribaron al lugar que había pasado toda la noche tirado en la banquina pero a causa de las múltiples fracturas no pudo moverse para pedir auxilio.

De acuerdo a lo indicado por el vocero policial, el siniestro vial habría ocurrido aproximadamente a las 2 de la madrugada, cuando los automovilistas regresaban a sus pueblos luego de haber pasado una jornada tradicionalista de jineteadas en la localidad de Catriló. Lo hacían a bordo de un Volkswagen Gol Trend -patente MFY 110-, que era conducido por José María Navarlaz, de 55 años y residente en Tomás Manuel de Anchorena, a quien acompañaba Daniel Alberto Lucero, de 36 años y oriundo de Miguel Riglos.

El siniestro sobrevino cuando el automóvil circulaba por la ruta 1 en dirección al sur, y en una curva y contracurva, a solo un kilómetro del cruce con la ruta provincial 14, sortearon la primera y en la segunda literalmente pasaron de largo. 

El automóvil enseguida se descontroló y comenzó a dar varios tumbos, los primeros en la banquina, donde despidió a Navarlaz, luego voló por sobre el alambrado, al que le cortó el último alambre, y siguió dando tumbos 50 metros dentro de un campo. Allí perdió el motor, y despidió a Lucero que cayó a unos 30 metros de donde quedó el rodado totalmente destrozado.

El acompañante, un trabajador rural muy conocido y querido en Miguel Riglos, murió en el acto. Sin embargo Navarlaz sobrevivió pero con tantas fracturas que le impidieron movilizarse para pedir auxilio por lo que esperó varias horas hasta ser auxiliado.

Cuando la policía tomó conocimiento inmediatamente desplegó el protocolo para esos casos y de inmediato arribaron al lugar agentes sanitarios que comprobaron lamentablemente que Lucero estaba fallecido. Y de inmediato, ante el cuadro de gravedad que presentaba, trasladaron en una ambulancia a Navarlaz al Hospital Lucio Molas de la capital pampeana donde a últimas horas esperan el parte médico para conocer su estado.

El caso recayó en la manos del fiscal Oscar Cazenave, de la Primera Circunscripción Judicial de la provincia, quien dispuso la presencia de personal de Criminalística, la realización de pericias, y la autopsia del automovilista fallecido, entre otras medidas para dilucidar el siniestro fatal.

FUENTE: laarena.com.ar

 
Copyright © 2016 - Derechos Reservados - IMPULSO Digital